Consejos para evitar daños en la mercancía

señor cargando caja
Transporte de CargaDejar un comentario

Consejos para evitar daños en la mercancía

Cuando las mercancías salen de una empresa y entran en el ciclo de distribución, lo único que las protege es su embalaje. Por ello, ya sea por tierra, mar o aire, todos los paquetes deben estar bien protegidos y colocados de manera que no se dañen durante el viaje. En AFE te damos algunos consejos para evitar daños en el transporte de carga

1. Correcto embalaje

Al momento de transportar, es imprescindible seguir ciertos consejos para embalar productos y, de ese modo, asegurar que la caja quede completamente sellada.  

En consecuencia, evitarás que ingresen olores y humedad por alguna zona descubierta. Asimismo, es recomendable cubrir los productos con materiales protectores que aseguren la amortiguación e incluso aguanten la presión.

2. Indicar los detalles de protección del paquete

Relacionado con la protección del paquete, es importante que cada trabajador (ya sea un transportista o un operador de almacén) sepa dónde puede y dónde no puede cortar. 

Por ello, las instrucciones de apertura deben ser claras, pues al momento de manipular cada caja, no se pueden producir cortes, rayones o rasgaduras que dañen su contenido.

Asimismo, se debe considerar la posibilidad de que se produzca un efecto boomerang, es decir, la devolución del producto por parte de tu destinatario. En este proceso, se debe evitar daños en el retorno del mismo, por eso es mejor utilizar siempre el embalaje original, apto para su reutilización. Así, el cliente puede abrir el paquete sin dañarlo demasiado.

3. No dejes espacios vacíos

Los espacios vacíos al momento de transportar, pueden causar problemas. Esto porque se corre el riesgo de que la mercadería se mueva y dañe, por lo tanto, se debe evaluar correctamente la disponibilidad de carga en un vehículo o contenedor. 

Lo mejor es medir con exactitud el espacio y organizar la mercancía, de esa forma, no quedarán espacios libres. En caso queden zonas desocupadas, mejor que las llenes con el objetivo de evitar golpes, desplazamientos o colisiones de las cajas.

4. Comprueba la posición de las cajas en el envío

Antes de que tu mercancía sea transportada, como ya mencionamos, debes embalar adecuadamente todos los productos que envíes. 

En caso la mercancía esté en un palet, asegúrate de que no se peguen por los bordes para evitar que empujen los objetos vecinos en un palet diferente. Además, en las cajas, puedes colocar pegatinas con la palabra ‘Frágil’, ‘No apilar en la parte superior’ o flechas direccionales para que el conductor sepa que no puede colocar la mercancía al revés.

Comprueba si todas las mercancías se pueden poner una contra la otra, si se necesitan menos correas de amarre o si la carga está demasiado ajustada. En este último caso, ten en cuenta que la separación entre cada palet o caja, puede ser un espacio máximo de 5 a 8 cm. 

La regla de oro: si la mercancía se sujeta demasiado, puede haber peligro de aplastamiento durante el transporte. En cambio, si la carga no está asegurada en absoluto, puede comenzar a moverse, deslizarse o volcarse causando muchos daños.

5. Verifica el estado de tu mercancía

Una vez llegue tu pedido asegúrate de que la lista de empaque que acompaña al transporte, esté claramente completada y quédate con una copia (tanto del remitente como del destinatario). 

En el cuadro para la descripción de los productos, podrás mencionar claramente el número, tamaño, peso y estado. Solicita al destinatario de la mercancía que observe minuciosamente el embalaje en el momento de la entrega antes de que el transportista se retire. Si encuentras algún daño, debe marcarlo en la nota de envío antes de firmar. 

En definitiva, siguiendo estas recomendaciones y otras específicas de cada tipo de mercancía. Debe llegar a su destino sin sufrir daños.

6. Contrata a un buen operador logístico

Ten en cuenta que toda manipulación implica un daño potencial a la mercancía, por lo que cuantas más acciones se vayan a realizar, mejor debe ser el empaque. 

En AFE, brindamos el servicio de transporte de carga y distribución puerta a puerta a nivel local, nacional e internacional, en función a los requerimientos de los clientes.

Para ello contamos con una amplia y moderna flota de camiones furgones especialmente acondicionadas para cada operación. Además, todas nuestras unidades son monitoreadas a lo largo de todo el proceso por un sistema de control satelital GPS las 24 horas del día y en tiempo real.

Lo cual nos permite garantizar un excelente servicio de envíos a domicilio, asegurándonos de que su carga llegue de manera oportuna, segura y sin problemas. 

Lo mejor de todo es que todas las mercancías se transportan directamente al destino final, ¡Una característica importante que reduce considerablemente el riesgo de daños! Si estás interesado y deseas mayor información, no dudes en contactarte con nosotros. ¡Estaremos encantados de atenderte!

Somos un OPERADOR LOGÍSTICO atentos a satisfacer las necesidades de la comunidad local, nacional e internacional en los servicios de Transporte de Carga, Mudanza, Courier y Almacenaje.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Volver arriba